Antonio Luna y Sergi Enrich se enfrentan a cinco años de prisión por un vídeo sexual

Empieza el juicio contra los jugadores del Girona y del Eibar por un escándalo de hace cuatro años

Los futbolistas Antonio Luna (Girona), Sergi Enrich (Eibar) y Eddy Silvestre (Albacete) han declarado este miércoles en el juzgado penal número 3 de San Sebastián por su implicación en la grabación y posterior difusión de un vídeo sexual. La grabación se hizo viral hace cuatro años en contra de la voluntad de una chica de San Sebastián que aparece en las imágenes manteniendo relaciones con Luna y Enrich, que en aquel momento compartían vestuario en el Eibar. El vídeo llegó a Silvestre, entonces jugador del Cádiz, que presuntamente lo difundió.

El fiscal y la acusación particular piden cinco años de prisión para Enrich y Luna por un delito contra la intimidad recogido en el artículo 197 del Código Penal, mientras que Silvestre se enfrenta a una pena de uno a tres años por la difusión masiva de una grabación que él ya sabía que se había grabado sin que la chica la consintiera. La víctima, de hecho, denunció los hechos después de que Silvestre compartiera el vídeo con sus compañeros de equipo y con otras personas.

Luna, emocionado en la vista oral

En la vista oral que se ha celebrado este jueves en San Sebastián, Enrich y Luna reconocieron los hechos, a pesar de que dejaron claro que Silvestre fue la única persona que recibió la grabación. "Estamos 100% seguros de que Eddy [al cual conocían porque jugó en el Eibar] es la única persona a la cual enviamos el vídeo", ha explicado Enrich, que igual que Luna ha pedido perdón por los hechos. Visiblemente emocionado, el actual defensa del Girona ha admitido: "En ningún momento pensamos que todo aquello acabaría así; no lo hicimos para hacerle daño [a la chica]".

Por su parte, Silvestre ha confirmado que vio el vídeo, pero no ha precisado si lo tenían los jugadores del Eibar o si, en cambio, lo recibió individualmente. Eso sí, ha asegurado que borró el vídeo justo en el momento en el que llegó a su móvil "porque estaba con su novia". "No entiendo por qué me acusan a mí de divulgarlo", ha sentenciado, del mismo modo que ha negado que reenviase la grabación a sus compañeros del Cádiz, tal como se informó en aquel primomento.

El + vist

El + comentat