Aumenta la popularidad de la familia real británica en su país gracias a la serie 'The Crown'

A pesar de los episodios oscuros que retrata la producción, incluso Carlos sube su índice de aceptación

La popularidad de los principales integrantes de la familia real del Reino Unido ha aumentado entre los británicos después de la emisión de la serie The Crown, según una encuesta difundida este domingo por The Sunday Times. A pesar de que la producción presenta algunos personajes desde una óptica no muy favorable, esto no parece haber hecho efecto en los británicos: un 35% afirman que su impresión de los royals ha mejorado "mucho o un poco" después de ver la serie, de acuerdo con el sondeo elaborado por la empresa Focaldata entre 1.023 espectadores y recogido por la agencia Efe.

Un 42% de los encuestados que vieron la serie de Netflix aseguran que no se ha alterado su opinión de la casa real, mientras que para solo un 18% su imagen "ha empeorado un poco". La más beneficiada por la emisión es Diana de Gales, muerta en accidente de tráfico en París en 1997 y que es encarnada en The Crown por la actriz Emma Corrin, la popularidad de la cual ha crecido un 30%, de acuerdo con la encuesta.

También sale muy reforzada la imagen de la reina Isabel II –interpretada por Olivia Colman–, la popularidad de la cual sube un 25%, y la de su esposo Felipe –interpretado por Tobias Menzies–, que se incrementa en un 17%. Quizás es más sorpresivo, atendido el retrato oscuro que ofrece The Crown, que la aprobación del príncipe Carlos –interpretado por Josh O'Connor– también crezca. El 34% de los consultados señalan que su impresión del heredero al trono ha mejorado gracias a la serie, mientras que solo una cuarta parte considera que su imagen ahora es peor.

A pesar de todo, el entorno a la casa real se ha prodigado en críticas a The Crown, con el argumento de que no presenta de forma fidedigna las relaciones entre los miembros de la familia. El ministro británico de Cultura, Oliver Dowden, llegó a pedir a Netflix que sea más explícita a la hora de aclarar que la obra es una ficción y que muchas escenas son producto de la imaginación de su creador, Peter Morgan, porque en caso contrario podría generar un daño a la monarquía, sobre todo entre las generaciones más jóvenes. Netflix prevé continuar emitiendo la serie, la quinta temporada de la cual no empezará a rodarse hasta junio del año próximo para ser estrenada en 2022, y contará con la actriz inglesa Imelda Staunton como nueva reina, en sustitución de Colman.

El + vist

El + comentat