Bruce Willis pide perdón por no haber llevado mascarilla en público

Los responsables de una farmacia de Los Angeles pidieron al actor que se fuera del establecimiento después de que se negara a llevar protección

El actor Bruce Willis ha tenido que pedir perdón después de que se hicieran públicas unas imágenes suyas en las que se lo ve dentro de una farmacia sin llevar mascarilla. "Fue una mala decisión", ha confesado Willis a la revista People. "Cuidaos mucho, y sigamos llevando mascarilla", añade. 

Willis, de 65 años, entró en una farmacia de Los Angeles sin mascarilla. Los clientes del establecimiento se sintieron molestos al ver que el actor no se la ponía y los responsables de la farmacia le pidieron que se fuera.

California es ahora mismo el epicentro de la pandemia en los Estados Unidos. El actor ha pasado buena parte de la pandemia con su ex mujer Demi Moore y sus hijas mayores en la casa familiar de Idaho. Mientras tanto, su mujer actual, Emma Heming, se quedó en Los Angeles con sus hijas pequeñas. La decisión de Heming hizo que surgieran rumores que aseguraban que el matrimonio pasaba un mal momento, hecho que ha sido desmentido por la hija mayor de Willis, que ha explicado que su madrastra se quedó en Los Angeles por unas citas médicas de una de las hijas.