Merkel avisa de que vienen meses "muy y muy complicados" por el covid-19

Alemania prevé imponer nuevas restricciones esta semana a raíz del aumento de contagios

La cancillera alemana, Angela Merkel, es pesimista sobre la evolución de la pandemia de coronavirus en su país durante las próximas semanas. Según recoge este lunes el diario  Bild, en una reunión telemática con los líderes regionales de su partido, la CDU, este domingo, Merkel advirtió de que se acercan "unos meses muy y muy difíciles". De hecho, su previsión es que como mínimo hasta febrero no se pueda autorizar la celebración de grandes acontecimientos al aire libre.

A raíz de esta situación, Merkel se reunirá el miércoles con los presidentes de los dieciséis estados federados para acordar nuevas medidas para contener el virus, tal como ha anunciado el portavoz del gobierno alemán, Steffen Seibert, este lunes. Según él, si no se actúa de manera inmediata el país podría llegar la semana que viene a los 30.000 contagios diarios. Seibert evitó hablar de un posible confinamiento, a pesar de que la semana pasada el doctor alemán Frank Ulrich Montgomery, presidente del consejo de la Asociación Mundial de Médicos, había afirmado que, si se llegan a superar las 20.000 infecciones diarias, esta medida sería imprescindible. 

Confinamientos locales

De momento este lunes se ha aprobado el confinamiento del distrito bávaro de Rottal-Inn, donde viven unas 120.000 personas y donde la última semana se han detectado más de 200 nuevos contagios por cada 100.000 habitantes. A partir de este martes, y durante dos semanas, los habitantes de este territorio no podrán salir de casa sin justificación y las escuelas estarán cerradas. Se trata de la segunda zona de Alemania que se confina durante esta segunda oleada de covid-19: desde el pasado martes estas restricciones ya afectan a los 105.000 habitantes del distrito de Berchtesgaden, también en Baviera.

Con todo, Alemania continúa siendo uno de los países europeos que más bien está conteniendo la segunda oleada del coronavirus, si bien sus cifras han aumentado de manera preocupante durante los últimos días. El sábado el país registró más de 14.700 nuevos contagios, la cifra más alta desde el comienzo de la pandemia. Este lunes el dato ha bajado hasta los 8.685, pero esta cantidad duplica la de hace una semana, cuando se registraron 4.325 nuevos positivos de covid-19. Este incremento ha situado la incidencia acumulada en 80,9 contagios por cada 100.000 personas a lo largo de la última semana, mientras que hace solo doce días esta variable se situaba en 31,7. En España, la incidencia acumulada es de 232 casos por 100.000 habitantes.

Ataque al Robert Koch Institut

En medio de esta situación, este fin de semana fue atacada con cócteles molotov la sede berlinesa del Robert Koch Institut, la agencia gubernamental que se encarga del control de enfermedades infecciosas. El ataque tuvo lugar el sábado de madrugada y causó daños leves en el edificio. La investigación la ha asumido la unidad policial especializada en delitos de motivación política, porque se sospecha que podría estar motivado por las restricciones que el gobierno ha impuesto durante las últimas semanas para luchar contra la pandemia de covid-19.

El + vist

El + comentat