La 'consellera' da por hecho que se alargará el confinamiento cultural

Trabajadores culturales reclaman ayudas directas durante un acto ante la 'conselleria' de Àngels Ponsa

"Cultura es trabajo y es bien esencial" es el clamor que ha cerrado la cuarta manifestación de trabajadores culturales que se ha hecho este jueves ante la conselleria de Cultura, en la Rambla de Barcelona. La acción ha reunido a un par de centenares de personas convocadas por la Associació de Tècnics de l'Espectacle de Catalunya (Atecat), el sindicato de técnicos Tecnicat y el Sindicat de Músics Activistes de Catalunya (SMAC!). Durante la manifestación se ha leído un manifiesto en el que, para hacer frente a los efectos de la pandemia, los trabajadores reclaman a las administraciones ayudas directas, una renta básica universal, un plan de larga mirada consensuado con los sindicatos y el pago íntegro de todas las actuaciones canceladas o aplazadas por las medidas restrictivas contra el covid-19.

Los sindicatos consideran "insuficientes y a veces incompatibles" las medidas del gobierno español (450 euros durante tres meses para los trabajadores culturales que hayan agotado el paro) y la Generalitat (750 euros en un pago único). Movilización laboral, y por lo tanto no gremial ni sectorial, la manifestación ha servido también para recordar que las ayudas sectoriales a las empresas no llegan a los trabajadores.

Joan Santeugini, vocal de la Atecat, ha explicado que a menudo cuando se piensa en cultura solo se tienen en cuenta a artistas y creadores "y se deja de lado a gente que también trabaja", en referencia a los técnicos. "Estas últimas semanas que la consellera dice que ha hablado con todo el mundo, pues hay una parte de sindicatos del sector con los que no ha hablado", ha asegurado, antes de reclamar la activación de la mesa interdepartamental de trabajadores "para que esté todo el mundo", también otras conselleries al margen de la de Cultura. El acto se ha cerrado con una intervención artística del llamado Comando Señoras en la que se ha recordado que "la cultura y las curas también pagan facturas".

Reapertura cultural a finales de noviembre

También este jueves por la mañana la consellera de Cultura, Àngels Ponsa, ha explicado cómo prevé el regreso a la actividad cultural con público. "No tenemos fecha de reapertura pero ya estamos pensando en la reanudación cuando la velocidad de contagio se sostenga por debajo del 1", ha dicho a TV3. Ponsa ha asegurado que ya se está trabajando para retomar las actividades culturales y que esto no será dentro de una semana, pero podría ser a finales de noviembre. También advierte que no todos los sectores abrirán a la vez porque "no todos son igual". "Una parte de la cultura está cerrada, la que provoca más interacción. Los centros de creación continúan trabajando", ha dicho. Si se produjera un nuevo confinamiento, las librerías se mantendrían abiertas: "Si se puede abrir una tienda de víveres, también se puede abrir una librería", ha dicho Ponsa.

Hoy Àngels Ponsa ha presentado al sector el detalle de las ayudas comprometidas, que ascienden a 17,2 millones.

El + vist

El + comentat