Joan Canadell presidirá la Cámara durante dos años y Mònica Roca lo sustituirá a medio mandato

Joan Font, presidente de BonPreu, ha descartado liderar la institución

LEANDRE IBAR / ÀLEX FONT MANTÉ

Joan Canadell, cofundador de la asociación empresarial Cercle Català de Negocis (CCN), será finalmente el nuevo presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona en sustitución de Miquel Valls, que ocupaba el cargo desde 2003. Canadell, que entró en la Cámara con la candidatura Eines de País, impulsada por la Asamblea Nacional Catalana y el propio CCN, fue elegido por sus compañeros de lista en una reunión que tuvo lugar este miércoles por la tarde.

Sin embargo, Canadell se sentará en la silla de presidente sólo durante dos años, ya que a medio mandato lo sustituirá la emprendedora Mònica Roca, que durante este tiempo será la vicepresidenta primera. Eines de País ya había anticipado la posibilidad de repartir la presidencia entre un hombre y una mujer para visibilizar la defensa de la paridad de género.

El histórico triunfo independentista en la Cámara de Comercio ya es definitivo

Los 31 miembros de Eines de País que habían conseguido entrar en la Cámara decidieron quiénes de ellos ocuparían los diferentes cargos que se deben ejercer. Otro posible candidato, el presidente de BonPreu, Joan Font, descartó liderar la Cámara, aunque muchas personas lo habían animado a dar el paso, según las fuentes consultadas.

Mònica Roca ostentará inicialmente la Vicepresidencia Primera que hasta ahora ocupaba el veterano Josep Manuel Basáñez (un directivo que ha acumulado cargos en Acesa, Caprabo, Gas Natural y Colonial, entre otros). El vicepresidente segundo será Pere Barrios (fundador de Recam Làser), que relevará al presidente de Pimec, Josep González. Finalmente, la vicepresidenta tercera será Roser Xalabarder (administradora de Nubur XXI, empresa que ganó a Colonial en las elecciones a la Cámara) y el tesorero será Jordi Pomarol (propietario de Implica2, que ganó a Telefónica y a Áreas en los comicios).

Eines de País dio la sorpresa a principios de mes al ganar 31 de los 40 asientos en juego en los comicios de la Cámara. En total, el pleno está compuesto por 60 vocales, ya que hay que añadir los seis escogidos por las patronales (Pimec y Fomento) y los 14 que se adjudican las empresas que más contribuyen al presupuesto de la entidad. Estas 20 sillas que no se sometían a votación directa del electorado podrían haber decantado la balanza hacia una candidatura diferente a la que había ganado en las urnas. La victoria independentista, sin embargo, fue tan acaparadora que hubieran conseguido la mayoría absoluta incluso si Eines de País no hubiera contado con el apoyo del resto del pleno.

Este control absoluto de la institución empresarial más importante de Cataluña ha permitido que Eines de País pueda tirar millas y escoger por adelantado los cargos que se deben repartir, aunque el nuevo pleno de la Cámara todavía no se ha formado —hay tiempo hasta principios de julio, según los estatutos de la entidad—.

El perfil de los copresidentes

Canadell, ingeniero de profesión, es copropietario de Petrolis Independents, empresa de gasolineras que cerró el ejercicio 2017 con un beneficio de 44.000 euros y una facturación de nueve millones de euros. Canadell comparte la propiedad con Jordi Roset, que también fue elegido como vocal en la Cámara de Comercio de Terrassa. Según el registro mercantil, Roset es propietario del 79% de las acciones a través de su propia sociedad, Petrolis Roset.

Por su parte, Mònica Roca, menos conocida que Canadell, es cofundadora de IsardSAT, empresa nacida en 2006 que ofrece servicios para la observación de la Tierra y que en 2017 facturó cerca de 900.000 euros y ganó 120.000. Actualmente tiene 21 trabajadores.

LAS CLAVES

1. ¿Quiénes son las personas que liderarán la Cámara?

Tanto Joan Canadell como Mònica Roca son ingenieros y emprendedores. Actualmente dirigen empresas pequeñas, hecho que Eines de País siempre ha reivindicado en contraposición a las grandes empresas. El primero tiene una red de gasolineras (Petrolis Independents) y la segunda creó IsardSAT, una empresa de exploración desde el espacio, hace trece años.

2. ¿Por qué se repartirán la presidencia de la Cámara dos personas?

Eines de País ya había anunciado que esta era la opción más viable. Desde el primer momento, la candidatura fue no presidencialista: no se presentaron con un nombre de referencia al frente, sino que optaron por luchar por cada una de las 40 sillas que se disputaban y, en función de quien acabara entrando, escogerían a su candidato a la presidencia. La estrategia les ha funcionado. Otros candidatos, como Enric Crous, no ganaron la plaza a la que se presentaban, de manera que no habría podido ser presidente en ningún caso.

3. ¿Qué importancia tendrá la llegada de Eines de País a la Cámara?

Eso todavía queda por ver. Algunos tienen la esperanza de que dote de transparencia a una institución a menudo muy opaca, otros opinan que los ganadores corren el riesgo de no dominar una institución laberíntica en la que se pueden encontrar muchas trampas.

Més continguts de

El + vist

El + comentat