ANÁLISIS

Los puntos clave del principio de acuerdo de presupuestos entre ERC y PSOE

La cifra más tangible es el pago de una deuda de 18 millones en becas

El principio de acuerdo anunciado este martes por Gabriel Rufián para que Esquerra Republicana apoye los presupuestos generales del Estado contiene cuatro puntos fundamentales, según ha detallado el mismo portavoz republicano en el Congreso. Son estos:

Intervención de las finanzas

Se acuerda poner fin a la supervisión adicional iniciada el 2015

El noviembre del 2015, al poco de la victoria de Junts pel Sí en las elecciones catalanas, el gobierno de Mariano Rajoy decidió intervenir las finanzas de la Generalitat imponiendo unos controles adicionales: Hacienda pasaba a escrutar todas las facturas del Govern, que estaba obligado a enseñárselas al ministerio. Esta intervención se agravó en otoño del 2017, cuando el Estado pasó incluso a controlar los pagos que hacen los bancos (por ejemplo, a las nóminas de los funcionarios). Este segundo grado de intervención se levantó poco después, en verano del 2018, pero la del 2015 se mantuvo.

¿Qué suponía esto para la Generalitat? Actualmente era una cuestión más burocrática que otra cosa, puesto que la Generalitat continúa sin tener autonomía financiera. Hoy en día, Catalunya no se puede financiar en los mercados y su única fuente de ingresos es el Estado, básicamente porque las agencias de rating continúan calificando la deuda de la Generalitat como porquería. Y por culpa del covid, todavía podría continuar siendo así una buena temporada.

Dumping fiscal en Madrid

Se creará un grupo de trabajo para armonizar impuestos

El segundo punto principal del acuerdo es la creación de un grupo de trabajo para reformar la tributación a las grandes fortunas y para acabar con el " dumping fiscal” de Madrid, según anunció Rufián. En realidad, hace tiempo que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, tiene entre ceja y ceja armonizar la fiscalidad para las grandes fortunas de todo el Estado, de forma que no se produzca la situación actual, donde en Madrid no se paga impuesto de patrimonio y, en cambio, sí en comunidades como Catalunya o Andalucía (de donde la ministra había sido consejera). De hecho, hace unos meses que Montero creó un grupo de trabajo con altos cargos de su ministerio para abordar esta cuestión y, posiblemente, crear un tipo mínimo conjunto en todo España del impuesto de patrimonio y del de sucesiones y donaciones. Con todo, esto todavía no se ha concretado.

A pesar de este dumping fiscal de Madrid, Esquerra  había presentado una enmienda a los presupuestos para hacer más restrictivas las bonificaciones en el impuesto de patrimonio a los accionistas de empresas familiares. Teniendo en cuenta que en Madrid hoy en día no se paga este impuesto, la medida podría haber incrementado la diferencia entre lo que pagan los empresarios de Madrid y los de las comunidades donde sí que existe el impuesto de patrimonio, como por ejemplo Catalunya. Finalmente, sin embargo, esta y otras enmiendas fueron vetadas y no se aprobarán.

18 millones en becas y moratoria a los autónomos

Se aplazará tres meses más el pago de los autónomos

Finalmente, los dos últimos puntos del principio de acuerdo: en primer lugar, se ha pactado el pago “de una deuda que el Estado tiene con la Generalitat en la gestión de becas y ayudas al estudio”. El importe de esta deuda, que, según Rufián, se arrastraba desde el 2005, es de 18 millones de euros, según ha podido confirmar este diario.

Además, se ha acordado una moratoria de tres meses más (hasta marzo del 2021) en el pago de las cotizaciones sociales de los autónomos.

El + vist

El + comentat