Una recuperación desigual

El turismo y el inmobiliario siguen su calvario, mientras que la industria tomaba impulso en diciembre

Un local de alquiler en la ciudad de Barcelona, sector en el que la inversión cayó un 29% en 2020 en comparación con el año anterior. / FRANCESC MELCION

Que el 2020 será un año de aciago recuerdo y que perdurará en los registros económicos ya se puede dar por seguro. Pero la magnitud exacta de la caída de la economía todavía no se conoce, a pesar de que los organismos oficiales ya dan por hecho un golpe de entre el 10,5% y el 11,5%. A pesar de esto, el impacto no es uniforme en todos los sectores, como prueban los datos hechos públicos ayer. El turismo sigue bajo mínimos, el sector inmobiliario constata un batacazo de época y la industria intenta levantar la cabeza.

Dura recaída turística

Las pernoctaciones se hunden al nivel más bajo desde julio

Los datos del mes de noviembre consolidan la impresión de que el turismo vive un año negro. Las pernoctaciones en alojamientos no hoteleros (apartamentos, campings, alojamientos de turismo rural y albergues) registraron una caída del 75% interanual en España, con solo 1,4 millones de estancias. Este descenso es el más acusado desde el mes de julio pasado, cuando la temporada turística tenía que arrancar, y responde a la disminución de pernoctaciones de los españoles en un 62% y de los extranjeros en un 80%.

Con este nuevo retroceso ya son nueve los meses consecutivos de caídas interanuales en los alojamientos extrahoteleros como consecuencia de la pandemia y de los rebrotes que se han ido sumando después del verano. En el conjunto del año se contabilizan 50,3 millones de pernoctaciones, un 58% menos de las que hubo en 2019 hasta noviembre. De este total, 31,5 millones han sido de ciudadanos españoles (-35%) y 18,8 millones de visitantes extranjeros (-73%).

A pesar de esta caída, en noviembre Catalunya fue la tercera comunidad con más visitantes, por detrás de las Canarias y el País Valenciano, y con un descenso de pernoctaciones del 40% interanual.

La industria levanta la cabeza

Rebote récord en el conjunto del continente europeo

La actividad del sector industrial aceleró su crecimiento durante el mes de diciembre tanto en la eurozona -donde el índice PMI subió a los 55,2 puntos, desde los 53,8 de noviembre- como España -donde llegó hasta los 51 puntos, cuando en noviembre había caído a los 49,8.

“El sector manufacturero de la zona euro cerró el 2020 con una nota alentadoramente positiva, puesto que el crecimiento de la producción se aceleró a uno de los ritmos más rápidos de los últimos tres años”, declaró Chris Williamson, economista jefe de IHS Markit, el organismo que elabora esta estadística.

Entre las economías europeas principales, Alemania lideró la expansión industrial con una lectura de 58,3 puntos, su máximo en 34 meses, por delante de los 58,2 puntos de los Países Bajos (récord de los últimos 27 meses) y de Italia (52,8 puntos). Francia subió el ritmo hasta los 51,1 puntos. Por su parte, España dejó de caer y llegó a los 51,1. “Las fábricas están siendo un apoyo crucial para la economía, puesto que el sector servicios se ve fuertemente afectado por las medidas de distanciamiento”, añadió Williamson.

En el caso español, Paul Smith, economista de la organización, afirmó que las empresas “se muestran cada vez más optimistas sobre los resultados de sus negocios en los próximos 12 meses”. “La confianza de las empresas se centra en la esperanza de que la pandemia se habrá superado totalmente a finales de año”, explicó.

El inmobiliario desfallece

La inversión en el sector cayó un 29% durante el año pasado

El volumen de inversión en el sector inmobiliario español cerró el 2020 en los 90.000 millones de euros, cosa que supone una caída del 29% respecto al año anterior. Así lo constata BNP Paribas Real State en un informe en el que apunta que las oficinas mantienen el grueso de la inversión (26% del total) gracias a operaciones cerradas antes del estallido del covid.

Por detrás aparece el sector minorista, el de los locales comerciales tanto a la calle como en centros comerciales, con un 22% del total. En tercera posición, la logística ha agrupado el 17% de la inversión de los operadores.

Los actores de estas operaciones fueron principalmente alemanes (17%), estadounidenses (15%), británicos (10%) y franceses (9%), además de las operaciones hechas por inversores españoles y socimis, que representaron el 27% del volumen invertido. A pesar de la caída, los analistas aseguran que el contexto de tipos mínimos garantiza que el inmobiliario siga captando inversión.

El + vist

El + comentat