MERCAT LABORAL

La segunda reunión de los ERTE acaba sin acuerdo

La patronal se opone a la prohibición de despedir durante seis meses

“Se quiere cerrar muy pronto”, insistieron fuentes de la mesa de negociación sobre la prórroga de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTO) este lunes al acabar la segunda reunión, de más de dos horas. La fumata blanca, sin embargo, no llegó y el próximo intento será el jueves a mediodía, cuando gobierno español, sindicatos y patronal se han vuelto a emplazar para seguir negociando. Todo porque la CEOE mantiene la voluntad de acabar con el artículo que obliga a las empresas a devolver las exoneraciones de toda la plantilla si despide a un empleado en los seis meses después de levantar el ERTE, como avanzó el ARA. Fuentes de la patronal reconocen que no es una negociación como las anteriores: “El texto base ya lo tenemos”. Ahora bien, matizan que “a veces con un solo punto te puedes pasar días” y de hecho no confían poder hablar de acuerdo hasta finales de esta semana, puesto que reconocen que este es el gran obstáculo.

Los sindicatos, sin embargo, han cerrado la puerta a la propuesta y desde el ministerio de Trabajo están más cerca de sus postulados que de los de la patronal. Es decir, el gobierno español se mantiene en la postura de destinar dinero público a asumir las exoneraciones a cambio de garantizar puestos de trabajo. De hecho, este es el gran miedo de los trabajadores: ¿qué puede pasar una vez pasados los seis meses de prohibición de despidos de los ERTE, o si las empresas no se ven obligadas a asumir el coste total de las exoneraciones si no cumplen este punto? Aquí la palabra paro toma protagonismo. La patronal ya ha avisado de que “ajustar las plantillas” será imprescindible. Desde el ministerio de Trabajo, sin embargo, quieren desvanecer este fantasma sea como sea y la opción es a través de este artículo.

La factura de los ERTE llegaba en noviembre a 13.400 millones de euros y todo indica que aumentará si se tiene en cuenta el incremento de las restricciones para afrontar la segunda y tercera oleadas de la pandemia y una campaña de Navidad a medio gas, escenarios que sitúan al mercado laboral en España como uno de los más desgastados de la zona euro debido al covid.

Donde sí hay consenso social entre gobierno español, patronal y sindicato es en prorrogar los ERTE hasta el 31 de mayo. Y también en relación con la agilización de los trámites burocráticos, propuesta por el ministerio, como explicó este diario el pasado viernes. En concreto, el borrador que hay encima la mesa, al cual ha tenido acceso el ARA, y que este lunes discutieron los agentes sociales, permite a las empresas un cambio automático de los ERTE. Es decir, las compañías no tendrían que presentar una nueva solicitud y para toda la plantilla, sino una declaración responsable en caso de cambiar la tipología del ERTE que estén aplicando, por ejemplo, de fuerza mayor a limitación de la actividad. Esto tiene que permitir agilizar el proceso administrativo. La reunión empalmó con otra entre la ministra de Trabajo y los principales líderes sindicales y de las patronales sobre el futuro laboral. En este encuentro, Trabajo les trasladó las medidas que quiere plantear en Bruselas, pero sin ninguna concreción.

El + vist

El + comentat