Joe Biden pone en marcha la transición

El presidente electo anunciará hoy su equipo para luchar contra la pandemia

Joe Biden ha vivido este domingo su primer día como presidente electo de los Estados Unidos y parece dispuesto a no perder ni un minuto. El 20 de enero asumirá el mando del país y los deberes se acumulan encima de la mesa del Despacho Oval en un momento particularmente difícil: mientras promete "curar" las heridas de una sociedad profundamente polarizada (el final de Trump no quiere decir que se acabe el trumpismo), sus prioridades serán controlar la pandemia, que ha dejado casi 230.000 muertos en el país, y abordar el paro creciente y la crisis económica, además del racismo sistémico y la crisis climática. Pocos presidentes han tenido un panorama tan inédito delante y una transición tan complicada: Trump todavía no le ha concedido la victoria. Pero, a diferencia de su predecesor, el exsenador demócrata de 77 años tiene el bagaje de medio siglo de carrera política y la experiencia de haber sido vicepresidente con Barack Obama. 

Por mucho que Trump siga en fase de negación, insistiendo sin ninguna prueba en que le han robado las elecciones y en que los jueces le darán la razón, la maquinaria silenciosa de la transición del poder ya se ha puesto en marcha. Y cada vez son más las voces dentro del Partido Republicano que felicitan al demócrata como 46 presidente electo: ayer fue el expresidente George W. Bush, que lo reconoció ganador. En las calles todavía resuenan los cláxones y los cantos de celebración con el lema "Estás despedido", que se vivieron en las grandes ciudades el sábado cuando se desencalló el recuento después de cuatro angustiosos días de espera. Esto no excluye, sin embargo, que, si Biden ha sido el presidente más votado de la historia de los Estados Unidos , Trump ha sido el derrotado con más votos: 70 millones de estadounidenses querían que siguiera cuatro años más en la Casa Blanca, y el reto de Biden es convencerlos de que también será su presidente. Mandataris de todo el mundo también lo han felicitado, con silencios notables como el del presidente ruso, Vladímir Putin, y el brasileño, Jair Bolsonaro, los dos grandes aliados de Trump. 

La otra gran protagonista del fin de semana ha sido la número 2 de Biden, Kamala Harris. Su elección es triplemente histórica: es la primera mujer en llegar a la vicepresidencia en la historia de los Estados Unidos, y también la primera descendente de afroamericanos (su padre era de Jamaica) y la primera asiático-americana (su madre era de origen indio). "Aunque soy la primera mujer en este cargo, no seré la última", dijo en su discurso de victoria. 

Biden ya ha puesto en marcha su equipo de transición y ha dejado claras sus prioridades en una nueva web, Buildbackbetter, que se podría traducir como reconstruir mejor, y ha puesto en marcha cuentas en todas las redes sociales. Este lunes se espera que presente a su equipo de asesores científicos para luchar contra la pandemia, cuando se registran más de 100.000 nuevos contagios diarios en el país. Según han publicado varios medios norteamericanos, la comisión estará dirigida por tres copresidentes: el exdirector de la sanidad pública Vivek Murthy, el excomisario de Alimentación y Medicamentos David Kessler y la profesora de la Universidad de Yale Marcella Nunez-Smith.

El + vist

El + comentat