Expectación y prudencia en Europa ante la incertidumbre de las elecciones norteamericanas

Salvini y Farage defienden a Trump, mientras que Francia reivindica la soberanía de la UE para hacer frente a los EE.UU.

Expectación y máxima prudencia en Europa. El impacto global de las elecciones de los Estados Unidos provoca que las principales capitales europeas y mundiales estén pendientes de Washington (o más bien de Georgia y Pensilvania). Y visto que el presidente norteamericano, Donald Trump, ya se ha encargado de elevar la tensión proclamándose victorioso antes de tiempo al mismo tiempo que denuncia fraude electoral , las primeras voces en reaccionar desde Europa han optado por la cautela. 

Desde la Unión Europea, el alto representante Josep Borrell, en una entrevista a Onda Cero, no ha querido entrar en las acusaciones de fraude electoral de Trump y ha hecho un llamamiento a "esperar que se acabe el recuento". Después Borrell ha tuiteado: "Los norteamericanos han hablado. Mientras esperamos el resultado, la UE está preparada para continuar construyendo una relación transatlántica basada en nuestros valores e historia comunes". 

En una línea similar se ha pronunciado la ministra de Asuntos Exteriores española, Arancha González Laya, en declaraciones a la Cadena SER. Laya ha comparado las elecciones norteamericanas con un referéndum y, desde esta óptica, ha asegurado que en los referéndums verdaderamente "importantes" el ganador siempre lo es por poca diferencia. Laya se ha mantenido dentro del marco de la corrección diplomática: "Lo más importante es cómo construir una agenda transatlántica con quien gane estas elecciones para gobernar la globalización". 

También en la órbita europea, el comisario de Economía, Paolo Gentiloni, ha reaccionado de manera más visual (e incluso poética) con un tuit de una fotografía de la salida del sol en Bruselas y el siguiente epígrafe: "El amanecer más incierto".

Por su parte, la primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, ya tuiteó ayer sobre las habituales "mariposas en el estómago" previas a una contienda electoral y deseó "buena suerte" a América.

The ‘good luck, America’ sentiment of last night seems even more apposite this morning. Crucial hours and days ahead for the integrity of US democracy. Let’s hope we start to hear the voices of Republicans who understand the importance of that. https:/t.co/gCx0BcioOh

— Nicola Sturgeon (@NicolaSturgeon) November 4, 2020 ">Este miércoles, sin embargo, ha tuiteado con más preocupación: "El sentimiento de «Buena suerte, América» de la noche pasada parece todavía más desagradable esta mañana. Se acercan horas y días cruciales para la integridad de la democracia de los Estados Unidos. Esperemos que se empiecen a sentir las voces de los republicanos que entienden su importancia".

Desde París quien ha reaccionado es el ministro de Economía, Bruno Le Maire, que lo ha hecho subrayando la posición francesa que reclama una Unión más geopolítica, sobre todo desde que Trump llegó a la Casa Blanca y se complicaron las relaciones globales con China: "Sea cual sea el resultado de las elecciones norteamericanas, la UE tiene que continuar reforzando su soberanía económica, política y tecnológica para hacer frente a los Estados Unidos y China. Esto es lo que defendemos con el presidente de la República Francesa, Emmanuel Macron, desde 2017". 

El populismo y los malos pronósticos

Una de las vertientes de estas elecciones norteamericanas es el impacto que tienen sobre el populismo global, del cual Trump es uno de los máximos exponentes. De ahí que Matteo Salvini, el líder de la Liga en Italia, se haya apresurado a tuitear a favor del todavía presidente de los Estados Unidos. "Se anunciaba en todos los medios una gran victoria de Biden... Como de costumbre, no han acertado. Donald Trump tiene ventaja y ha sido una gran demostración de participación democrática". 

También Nigel Farage, líder del Partido del Brexit, ahora reconvertido en un partido anticonfinamiento, ha tuiteado poniendo en cuestión las encuestas: "Trump tiene ahora opciones de ganar en los mercados de apuestas. Las encuestas pueden volver a equivocarse". 

El + vist

El + comentat