Sanchis se reivindica y asegura que no interviene en la elección de tertulianos de TV3

Los audios de Rahola-Madí acaparan la sesión de control de la Corporació

Viernes de comisión de control a la Corporació Catalana de Mitjans de Comunicació, que llegaba con la intriga de saber de qué manera abordarían las conversaciones filtradas entre David Madí y Pilar Rahola, en las cuales se evidenciaban injerencias políticas para evitar la reducción de presencia en pantalla de la analista. No ha habido que esperar mucho. La tercera pregunta iba sobre el FAQs, la formulaba Ignacio Martín Blanco, de Ciudadanos, y a pesar de que se entró en trámite antes de la aparición de los cortes de audio, el diputado ha centrado su intervención en el asunto. En concreto, ha pedido que se aparte a Rahola de TV3, "después de haber demostrado que es una comisaria política".

El director de TV3, Vicent Sanchis, ha recordado que la gestión de los colaboradores "corresponde exclusivamente a los directores y directoras de los programas". "Y cualquier decisión depende del director, como ha sido este caso. Cosa que se ve que ignora todo el mundo", ha dicho. Habituados a la clásica lluvia de invectivas al directivo por parte de la formación naranja, la sesión ha vivido la inédita escena del diputado Blanco apoyando a Sanchis. "La actitud coactiva de Rahola nos hace solidarizar con usted. Nos parece inadmisible que una colaboradora amiga del ex president diga que el ex president la ha llamado para decirle que no se le reduce el tiempo de pantalla porque es un baluarte de la causa y no puede ser degradada". Eso sí, no se ha ahorrado una ironía: "No deja de ser curioso que se la señale como poco leal a la causa".

En el turno de réplica, Sanchis se ha mostrado crítico con la aparición de unas conversaciones privadas de un asunto que está bajo secreto de sumario. "Que las filtraciones sean interesantes no quiere decir que sean decentes. Y la manera de proceder de determinados estamentos, con gente que está siendo enjuiciada, y por lo tanto contra su presunción de inocencia, me parece detestable", ha dicho. "¿Cómo es posible que siempre haya las mismas filtraciones, por los mismos conductos que perjudican a las mismas personas?"

El director de TV3 ha tirado también de ironía con Blanco. "Está bien que usted me adjudique a una opción política, y que diga que llevo las mismas banderas. Seguramente cree que debo de dormir con ellas, envuelto con las sábanas. Pero ya ve que ellos no lo ven así. Quizás es que usted se equivoca, señor diputado". Blanco ha rematado diciendo que, banderas al margen, esperaba que el directivo durmiera "arropadito". En todo caso, Sanchis ha querido reivindicarse: "Yo no sé qué pruebas necesita más sobre mi independencia".

Desde la bancada socialista –bancada metafórica, porque era una sesión virtual– también David Pérez metió baza y subrayó tres aspectos, en este caso dirigiéndose a la presidenta en funciones del ente, Núria Llorach. "Primero. La señora Rahola se queja de que sale poco en TV3. Esto es increíble. Porque todos los grupos de la Corporació, todos, nos hemos quejado del exceso de presencia. Bien, todos menos uno: Junts per Catalunya. Segundo. Rahola reconoce que es la única que defiende un determinado espacio. Por fin alguien dice lo que hemos dicho siempre. Ella representa este espacio. Lo dice ella. ¡Perfecto! ¿Dónde está el mío? ¿Quién representa mi espacio? Y tercero. Rahola dice «Cuando nosotros gobernemos, lo primero que haremos...» Lo primero que harán será controlar la tele, la radio. Usted tendría que haber salido en tromba". Pérez, en todo caso, concedió que la aparición de los audios era "indecente".

El + vist

El + comentat