Aragonès no llamará a Sánchez para reactivar la mesa de diálogo: "No la podemos reunir con las mismas condiciones"

El presidente en funciones espera repetir el Govern JxCat-ERC y que la CUP se implique 

El vicepresidente en funciones de presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha anunciado hoy que no llamará al presidente del ejecutivo español, Pedro Sánchez, para pedir la reactivación de la mesa de diálogo porque él no es el presidente y porque cree que el ejecutivo central ya sabe qué posición tiene el Govern. "No llamaré a Sánchez porque estamos en un gobierno en funciones", ha asegurado en una entrevista a RAC1. Aragonès ha señalado que la mesa no se puede reunir "en iguales condiciones" que en febrero porque quien encabezaba la delegación catalana ha sido cesado por los tribunales. Para él lo más importante es el contenido de esta mesa para que se pueda hablar de autodeterminación y amnistía y ha dicho que "si hay contenido concreto y posibilidades de avanzar" lo trabajarán entre JxCat y ERC.

Aragonès también ha desvinculado la amnistía y los indultos a los presos del 1-O del posible apoyo de ERC a los presupuestos generales del Estado: "No me lo planteo como un intercambio". Así, ha afirmado que "la libertad no tiene que ser a cambio de nada" y ha subrayado que ERC negociará los presupuestos en función de su contenido, a pesar de que ha añadido que si el gobierno central avanza en la desjudicialización y la solución al conflicto ayudará a un posible apoyo a las cuentas. "Negociaremos los presupuestos en función de cuál sea el contenido y en paralelo seguiremos trabajando para que se activen medidas para la libertad de los presos, el regreso de los exiliados y empezar a resolver el conflicto. No es que una cosa dependa de la otra", ha dicho, y ha asegurado que sería extraño que facilitaran la aprobación de las cuentas del gobierno español si no se va avanzando en una solución política.

Por otro lado, Aragonès se ha mostrado confiado en que las divergencias entre JxCat y ERC en esta legislatura no sean un obstáculo para reeditar el pacto de gobierno después de las próximas elecciones. Este es el mensaje que ha querido dejar claro hoy el vicepresidente en funciones de presidente, que ha afirmado que espera que después de los próximos comicios se repita el ejecutivo de coalición con las dos grandes fuerzas independentistas al frente y que la CUP también "se implique en la gobernabilidad".

"El Govern de ahora se tendría que volver a repetir y sumando", ha dicho en una entrevista a RAC1 para sentenciar que su objetivo es que haya un "Govern independentista". En cualquier caso, también ha apostado por reeditar pactos con los comuns, como el de los presupuestos de la Generalitat de 2020, para tejer alianzas con el soberanismo. Aragonès ha vuelto a rechazar la posibilidad de formar gobierno con el PSC en la próxima legislatura: "Es imposible", puesto que argumenta que ERC quiere hacer un gobierno independentista y sumar a cualquier partido que defienda el derecho a la autodeterminación y la amnistía, cosa que los socialistas rechazan. "Iceta no ha sido capaz ni de visitar a los presos", ha espetado con un tono contundente. 

Preguntado por cuándo serán las elecciones, ha sostenido que es una "cuestión de calculadoras" por los plazos marcados por la ley de presidencia, pero ha señalado que serán la primera quincena de febrero y que confía en que se conseguirá que se celebren en domingo. No ha querido concretar si en estas elecciones él será el candidato de ERC, puesto que argumenta que esto lo escogerá el partido, a pesar de que ha reconocido que está a disposición de lo que decida la formación y que está "dispuesto a dar el paso adelante".

Sobre si estos comicios tienen que ser plebiscitarios sobre la independencia, como propone JxCat, Aragonès ha defendido que cuantas más veces se expresa en las urnas la voluntad de conseguir la independencia mejor, pero ha matizado que lo más importante es contrastar las propuestas que hay desde los diferentes partidos para avanzar hacia la República Catalana y llegar a acuerdos: "Más allá de adjetivos, lo importante son las propuestas para avanzar".

Funcions de presidente

El coordinador nacional de ERC ha explicado que los servicios jurídicos de la Generalitat han establecido que la mejor manera para definir sus nuevas funciones, después del cese de Quim Torra, es que se erija en "vicepresidente en funciones de presidente", y ha insistido en que no hay presidente de Cataluña hasta que no lo elija el Parlament. "El presidente lo escoge el Parlament", ha concluido. Por eso ha señalado que no habrá discurso de fin de año y ha reiterado que, a pesar de que no haya presidente, el Govern tiene que seguir funcionando para atender las necesidades de la ciudadanía. "No tenemos presidente, pero no podemos estar sin Govern", ha avisado. Sobre si él habría descolgado la pancarta de los presos políticos que ha motivado la inhabilitación de Torra, ha respondido que fue una decisión personal del expresidente, pero ha apuntado que se tendría que "haber encontrado otra manera de seguir defendiendo la libertad de los presos y los exiliados".

El + vist

El + comentat