Ximo Puig, sobre un Govern ERC-PSC: "Si hay un programa compartido, todo tiene que estar abierto"

El presidente valenciano cree que Madrid actúa como "un paraíso fiscal" y se muestra partidario de la armonización fiscal 

Opinión sin tabúes de Ximo Puig sobre un eventual gobierno compartido de ERC y el PSC después de las elecciones catalanas del 14-F, una posibilidad que los dos partidos se esfuerzan en descartar en precampaña y que hoy por hoy es remota. El presidente valenciano, que este martes está en Barcelona y se reunirá con el vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha considerado en una entrevista a Radio 4 y La 2 que una hipotética alianza entre socialistas y republicanos tendría que ser una "cuestión de programa". Y ha añadido: "Si hay un programa compartido para cuatro años, todo tiene que estar abierto". Según él, no hay que descartar el entendimiento si el objetivo es hacer un ejecutivo "sólido, estable y que garantice la salida de la crisis".

Las palabras del dirigente socialista, que también ofrecerá una conferencia en el Cercle d'Economía de Barcelona, van más allá de las declaraciones del PSC sobre este tema y, directamente, chocan con las de ERC, que ha cerrado la puerta a compartir ejecutivo con los de Miquel Iceta. Así lo reiteró este fin de semana el propio Aragonès, a pesar de que apostó por un futuro Govern que tenga alianzas "más allá del independentismo". Una posición que, junto con la estrategia pactista de los de Oriol Junqueras en el Estado, evidencia una práctica de " realpolitik", según ha señalado Puig, para quien "esto es positivo".

El PSC también aleja la hipótesis de un acuerdo de gobierno con ERC, pero utiliza una fórmula ambigua que liga con las palabras de Puig, dejando claro que no compartirá ejecutivo ni lo apoyará si su programa es la independencia o un referéndum de autodeterminación. Los socialistas dan a entender, pues, que la renuncia de los republicanos a estos hitos en el marco de la próxima legislatura los podría hacer cambiar de opinión. "Querríamos que no fuera así, pero ERC ha priorizado en los últimos años la agenda nacional", argumentaba este lunes en rueda de prensa el eurodiputado Javi López. Y añadía: "No es tan importante con quién se pacta sino para hacer qué". Una tesis que 24 horas después ha repetido Puig.

El presidente valenciano, con todo, ha pedido "políticas realistas" en Catalunya y "jerarquizar urgencias" para "dar respuesta a los problemas fundamentales de los ciudadanos", como la ocupación o el bienestar. A su parecer, la independencia no es una "urgencia" para los catalanes, y ha añadido que la unilateralidad es una vía "cerrada" y que "no lleva a ninguna parte". Agarrándose a la "seguridad jurídica" que la Moncloa defiende siempre para abordar la cuestión nacional, Puig ha considerado que "Sánchez está siendo audaz, está abriendo espacios" en relación con el Procés, y ha avalado que se esté haciendo un "planteamiento" sobre la situación de los presos políticos con vías como la reforma del delito de sedición en el Código Penal. A pesar de pedir "prudencia", ha dicho que comparte la "voluntad de avanzar" en esta línea para "normalizar la vida en Catalunya". "Es una cuestión básica para la convivencia", ha sentenciado.

"Madrid es un aspirador de recursos y población"

Al mismo tiempo, Puig se ha expresado en contra de un estado español "uniforme y unidireccional" y ha defendido convencido que "existen más Españas que una España única". "El futuro de España son las Españas", ha afirmado, y ha reivindicado el "compromiso" de Pedro Sánchez con un cambio de modelo territorial en el Estado, poniendo como ejemplo la "corresponsabilidad" entre gobierno español y comunidades autónomas en la gestión de las consecuencias de la pandemia del covid-19. Sin embargo, también ha apoyado la armonización fiscal en el Estado. Refiriéndose irónicamente a las críticas de Madrid como un "cierto proceso independentista" o de "desconexión", ha acusado a la capital española de ser un "aspirador de recursos y población". "Lo que no es posible es que se quite el hecho constitucional de la igualdad. No es posible que haya paraísos fiscales dentro de España", ha asegurado.

No hay "en absoluto" riesgo de rotura con Compromiso

La fractura de las últimas semanas entre el PSPV y Compromiso en el seno del gobierno valenciano no pone "en absoluto" en riesgo la coalición. Así lo ha afirmado en la entrevista a Radio 4 y La 2 su presidente, Ximo Puig. A pesar de admitir "discrepancias" en "diferentes ámbitos" con la vicepresidenta, Mònica Oltra, por "consideraciones personales y partidistas", el socialista se ha mostrado convencido de que "se pueden superar". "Durante 6 años hemos hecho seis presupuestos en tiempo y forma, esto es estabilidad", ha reivindicado.

El + vist

El + comentat