Confiscados unos 30.000 euros en material para vender en el 'top manta' en Roses, Girona

Es uno de los decomisos más grandes de los últimos años, según el Ayuntamiento

Golpe de los Mossos y la policía local de Roses contra el 'top manta'. El pasado lunes, según comunicó hoy el Ayuntamiento, agentes de ambos cuerpos policiales incautaron material destinado a la venta ilegal del 'top manta' valorado en cerca de 30.000 euros. Según el consistorio, es uno de los decomisos más grandes de los últimos años.

El operativo consistió en la incautación de cuatro vehículos que operaban como almacén y que estaban llenos de material presuntamente falsificado y que habían localizado gracias al seguimiento policial de las últimas semanas. Los agentes han contactado con los representantes de las marcas para que envíen un perito que determine si el material es falsificado.

La actuación policial forma parte del dispositivo especial que se puso en marcha a principios de verano y que consiste en intensificar los controles y la retirada de material antes de que llegue al paseo de Santa Margarita, que es el espacio donde se suelen colocar unos 400 manteros cada verano. Después de probar varias medidas en los últimos años, este año el Ayuntamiento está registrando los decomisos más grandes. De hecho, a principios de agosto ya se había incautado una cantidad de material superior a la requisada en todo el verano del año pasado, y el Ayuntamiento espera incrementar la cifra a finales de temporada.

Según informan en un comunicado, la valoración del equipo de gobierno respecto al dispositivo de lunes es "muy positiva" tanto por la cantidad de material requisado como por el hecho de que se ha llevado a cabo "sin generar disturbios ni enfrentamientos". En este sentido, el concejal de Seguridad Ciudadana, Joan Plana, ha apostado por aplicar estrategias policiales "que primen la efectividad y la seguridad y huyan de las batidas espectáculo" que, a su juicio, "no tienen ninguna funcionalidad más allá de la propagandística".

Ahora bien, la alcaldesa de Roses, Montse Mindan, reiteró que es necesario que "las administraciones que tienen las competencias en regulación se involucren en la gestión de las causas reales de este fenómeno" para poner solución a la venta ilegal del 'top manta'.

El golpe policial llega una semana después de que el miércoles 7 de agosto, en Roses, una decena de manteros se enfrentaran con una decena de personas, algunas turistas, por unos fardos con material para vender. Los vendedores ambulantes habían escondido las bolsas en un jardín comunitario porque había empezado a llover y un vecino llevó el material a su casa y llamó a la policía. Los manteros recuperaron el material asaltando el jardín y utilizando la fuerza ante un grupo de personas que querían impedirlo. Luego hubo encuentros con la policía y escenas de cierta tensión cuando un segundo grupo de manteros se sumó.

Més continguts de