Trapero volverá a ser el jefe de los Mossos si él lo quiere

En 24 horas el conseller de Interior, Miquel Sàmper, pasó de no tener “ninguna decisión tomada” sobre el futuro del mayor de los Mossos, Josep Lluís Trapero, a defender que sea restituido como jefe del cuerpo. La última palabra, pues, ya depende de Trapero, que puede volver a liderar la policía si él lo quiere. Hace dos días, cuando se notificó la sentencia de la Audiencia Nacional, Sàmper aseguró que no había “ninguna solución hablada ni pactada ni pensada” y que “empezaría a pensar” cómo la absolución del mayor podía afectar al organigrama de la policía catalana. Pero el jueves por la mañana dibujó un escenario diferente cuando lo entrevistaron en Catalunya Ràdio y RAC1.

Sàmper explicó que en septiembre, cuando fue nombrado conseller de Interior, le dijo a Trapero que ante una sentencia absolutoria “el proceso lógico y evidente” tenía que ser restituirlo en el cargo de máximo mando del cuerpo del cual lo había cesado el Estado con el 155. Entonces el mayor le respondió que no lo tenía claro y que necesitaba tiempo. “Lo estoy respetando”, manifestó Sàmper, que el miércoles anunció que quería dar unos días y semanas de margen a Trapero y a la intendente Teresa Laplana, también absuelta. Laplana ha pedido reincorporarse a la policía mientras que el mayor reflexiona qué hacer a partir de ahora.

El conseller también añadió que el hecho de que el mayor pueda volver a liderar los Mossos está desvinculado de la tarea del actual jefe del cuerpo, el comisario jefe Eduard Sallent, a quien se respeta y valora su trabajo, según fuentes del departamento de Interior, que añadieron que Sàmper y Sallent han hablado sobre esta situación. Fuentes de los Mossos apuntaron que Sallent descarta poner a disposición su cargo porque la potestad de decidir quién lo ocupa es del conseller. Una vez puestas todas las cartas sobre la mesa, falta ver el resultado, que es cuestión de tiempo.

El + vist

El + comentat