Libertad con cargos para un miembro de los Castellers de Barcelona detenido por ocho delitos de abuso sexual a menores

El grupo ha expulsado al presunto autor de los hechos y asegura que trabaja para evitar situaciones similares en el futuro

Un juzgado de Barcelona ha decretado este martes libertad con cargos para un miembro de los Castellers de Barcelona detenido por ocho delitos de abuso sexual a menores. Los Mossos d'Esquadra han confirmado al ACN que el hombre fue detenido el lunes y han explicado que la investigación empezó en febrero a partir de las denuncias de algunas de las víctimas. Castellers de Barcelona ha admitido en un comunicado que el miembro de la pandilla, de 45 años y que llevaba veinte con ellos, fue expulsado de manera "cautelar e inmediata" después de que la junta tuviera conocimiento de los hechos, que está a la espera de aclararlos. Según fuente policiales, el investigado es una persona "con carisma" que siempre ha tenido "una buena relación con los niños". 

Desde los Castellers de Barcelona se asegura que la entidad ha acompañado a todas las personas afectadas y que está trabajando "para proteger a los niños y evitar posibles futuras situaciones".  En el texto, los Castellers de Barcelona indican que, después de ser informados del "posible comportamiento inadecuado y de abusos", se pusieron en contacto con la Unidad Funcional de Abusos a Menores (UFAM) del Hospital Sant Joan de Déu para derivar los posibles casos a especialistas. 

Paralelamente contactaron con la Fundación Vicki Bernadet para recibir asesoramiento respecto a las acciones a tomar. Por otro lado, "las personas mayores de edad afectadas" fueron puestas en contacto con la Asociación de Asistencia a Mujeres Agredidas Sexualmente (AADAS).  Finalmente, continúa la entidad, los profesionales de la UFAM consideraron que había indicios de abusos y actuaron de oficio denunciando el caso en la Fiscalía. 

En declaraciones a la ACN, el presidente del grupo, Ramon Gil, ha explicado que los primeros episodios del comportamiento del presunto autor de los abusos habrían tenido lugar hace más de un año, y ha asegurado que actuaron después de saberlo. En este sentido ha dicho que se lo apartó de los Castellers de Barcelona "de manera fulminante" hasta que se esclarecieran los hechos.

"Los Castellers de Barcelona nos pusimos a disposición de la justicia y los Mossos d'Esquadra. Los detalles del caso no son públicos y el proceso judicial sigue el curso que las autoridades han considerado", ha afirmado la entidad en el mismo comunicado.  Castellers de Barcelona ha asegurado que trabaja en un protocolo que permita evitar situaciones como esta "en un espacio tan específico como es el mundo casteller". A la vez trabaja con los técnicos de niños para que reciban formación en prevención y se les "exige" tener el certificado de delitos de naturaleza sexual en negativo.

El + vist

El + comentat